¿Cómo utilizar Mindfulness para ponerte en forma?



Nuestra sociedad a menudo piensa que apegarnos a nuestros objetivos de ejercicio significa presionar, manipular e incluso menospreciarnos a nosotros mismos (emocionalmente). Lo que propone este nuevo enfoque, en cambio, es creer en la integridad consciente en lugar de la disciplina de fuerza bruta.

La atención plena o mindfulness, es la capacidad de estar atento sin juzgar los propios procesos físicos y/o mentales, últimamente ha estado recibiendo cada vez más tiempo de atención como una técnica determinante para incrementar el potencial de la salud. Lamentablemente, no se sabe lo suficiente acerca del mindfulness y su asociación con la salud cardiovascular y la actividad física, en mi opinión, aunque no estoy completamente a favor de esta idea. Es decir, no es un fármaco experimental mágico que podría hacerte crecer un tercer brazo o algo así ...pero es muy útil.

Hubo un estudio realizado en 2015 Titulado Asociaciones Positivas de Mindfulness de Disposición con Salud Cardiovascular: el New England Family Study concluyó que “el Mindfulness Disposicional está asociado positivamente con la Salud Cardiovascular, con las asociaciones que tienen que ver con el hábito de fumar, el índice de masa corporal, la glucosa en ayunas y la actividad física".

La atención a la disposición, como lo llamaron los investigadores de laboratorio, puede resumirse como una aguda consciencia y atención a nuestros pensamientos y sentimientos justo en el momento en que aparecen. Es una armonización reflexiva de lo que sucede dentro de tu mente y cuerpo. Quizás puedas imaginártelo como una capa muy consciente que existe entre ti y tu experiencia. O quizás pueda imaginarte que es como tu atención que mantiene su enfoque en una "alerta media" mientras estás completamente presente en el momento. Personalmente, yo lo describo como una consideración metódica, autoconsciente y deliberada que utilizo en todas mis decisiones diarias.

El procesamiento consciente de las sensaciones emocionales y físicas de esta manera puede guiar (con un propósito o inconscientemente) nuestras respuestas y elecciones que, a su vez, pueden ayudarnos a alcanzar nuestro peso corporal deseado, reducir o mantener el porcentaje de grasa corporal, una repetición máxima de algún evento, lograr una distancia específica corriendo o cualquier otra condición de actividad física. Cualquiera de estas opciones simplemente se convierte en la meta.

¿Y en Realidad Funciona?

Un estudio publicado en el Journal of Behavior Research and Therapy realizó un ensayo súper genial en el que examinaron la relación entre la consistencia del ejercicio (con qué frecuencia los sujetos del estudio iban al gimnasio) y el mindfulness en 266 miembros del gimnasio de la YMCA. Según los autores, "aquellos que tuvieron éxito en mantener el ejercicio tendieron a puntuar más alto en las medidas de mindfulness y aceptación ... los deportistas que tienen mayor atención y aceptación son menos reactivos; respondiendo con evaluaciones más equilibradas a las amenazas a su rutina de ejercicio que a su vez promueve un mayor mantenimiento de esas rutinas de ejercicio".

Otro estudio de 62 mujeres durante 6 meses encontró que las personas que aplicaban las prácticas de meditación de atención plena a su rutina diaria o semanal tenían un nivel mucho más alto de actividad física (es decir, ejercicio y movimiento) que las que no usaban la atención plena. Y esto es aún más fresco, también mostraron mayores reducciones en el IMC, probablemente debido a su reducción concurrente en la sobrealimentación.

¿Cómo desarrollar el Mindfulness Disposicional?

Aunque algunas personas están naturalmente conectadas a este tipo de autoconciencia, los expertos están de acuerdo en que cualquiera puede ser entrenado y practicarlo. Revisa esta Escala de Conciencia de Atención Consciente y ve dónde te podrías ubicar. Las preguntas tienen que ver con las diversas formas que usamos para permanecer en el momento presente:

"Me encuentro preocupado por el futuro o el pasado", realizando una tarea a la vez.

"Me encuentro escuchando a alguien con un oído, haciendo otra cosa al mismo tiempo ", y estoy en contacto con mis sentimientos en el momento.

" Podría estar experimentando algo de emoción y no ser consciente de ello hasta algún tiempo después".

Ahora piensa en dónde te gustaría estar en esa escala y cómo podrías potencialmente afectar y beneficiar tu nivel actual de dedicación a tu propio estado físico.

Mi desafío para ti es que trates de pensar de una forma en la que hayas practicado la atención plena durante la semana pasada a medida que lograste tus objetivos de acondicionamiento físico. Incluso si no lo identificaste como atención plena en ese momento, ¿Cuándo experimentaste ese enfoque silencioso mientras tomaste una decisión saludable durante tu día? Si no te viene a la mente un momento, piensa cómo te gustaría incorporar ese tipo de vida más consciente en la próxima semana. Luego, esfuérzate por convertirlo en la columna vertebral y el factor motivador, en lugar de agallas y determinación, usa este estilo de vida saludable y ponte en forma con lo que has elegido de manera más consciente.

(Adaptado y Editado de QDT, Armstrong B., Noviembre 2017)

#mindfulness #atenciónplena #atención #enfocarte #enfoque #enforma #ejercicio #rutinas #IMC #obesidad #cardiovascular #insulina #ayuno #pasos

7 views0 comments